¿Omitir navegación?

Beneficios de un seguro de inmueble para arrendatario y arrendador 2020

03.19.2020

casa_familia_interior

Rentar un inmueble es una práctica muy común que implica riesgos para ambas partes. Por eso en AIG, te queremos mencionar los beneficios de un seguro de inmueble para este 2020.

Beneficios de un seguro de inmueble para arrendatario y arrendador 2020

Rentar un inmueble es una actividad muy común, tanto para personas privadas que buscan un lugar donde vivir o para personas, tanto físicas como morales, que quieran rentar un espacio para poner un negocio. A través de un contrato, donde se establecen el monto y la duración del mismo, es como, el propietario del inmueble y el que renta, se protegen de cualquier eventualidad que pudiera surgir en caso de siniestro, como lo son incendios, robos o asaltos, que un contrato de arrendamiento no cubre. Por eso es importante, conseguir un seguro de inmueble ante cualquier situación que pudiera emerger. De esta manera, ambas partes cubren sus intereses.

Qué es un arrendador y un arrendatario

Cuando se renta una propiedad, existen obligaciones que ambas partes adquieren a la firma del contrato. No se trata únicamente de usar el inmueble sino de cuidarlo, darle mantenimiento, pagar los servicios, entre otros aspectos. Por ello, es importante protegerse con un seguro de inmueble ya que desgraciadamente, los percances nunca se pueden prever.

Para entender mejor cómo es el proceso de arrendamiento en México, es importante señalar sus partes. Arrendador es el dueño del inmueble o persona legalmente instituida para rentarlo. Arrendatario es aquél que renta dicha propiedad.

Durante toda la extensión del contrato, el propietario del inmueble tiene la obligación de encargarse de arreglos necesarios para el uso y funcionamiento correcto del bien rentado en todo momento. Por ejemplo, si una tubería se rompe es él quien se encarga de la compostura. Sin embargo, en objetos que se gasten por el uso cotidiano que se les da es obligación del arrendatario cubrir los gastos. Si una llave de agua deja de cerrar bien depende del arrendatario su compostura.

 

En algunas ocasiones, las partes no saben que, en caso de eventual imprevisto, como un incendio, el arrendatario es el imputable del arreglo de cualquier desperfecto de la propiedad y no el dueño de la propiedad. Los daños causados por esta situación tienen que ser arreglados por la persona que está ocupando, activa y bajo contrato, la propiedad.

Por eso, la contratación de un seguro de inmueble es indispensable para ambas partes, pues protege ambos intereses. Al dueño de la propiedad al asegurar sus bienes y al arrendatario de los pagos derivados de cualquier incidente.

Con la Garantía de Servicio de Casa Habitación y Propiedad Comercial, podrás como dueño del inmueble, proteger su contenido (las cosas que tengas dentro) o su exterior (el inmueble completo). Es especialmente práctico para incendios o robos y asaltos. En caso de incendio, el inmueble quedará asegurado hasta por una suma de $200,000,000 siempre y cuando el seguro del inmueble esté pagado en tiempo y forma. Además, en caso de que se hayan rotos los cristales debido a un siniestro estos se reemplazarán en dos días hábiles después del reporte.

¡Llámanos al 800 0011 300 para cotizar tu Seguro de Hogar para arrendatario, arrendador y propietaro! Protege tu patrimonio y adquisiciones valiosas dentro de tu hogar.

¡Por favor comparte!